0

Menos stress, ¡que viva la Passiflora!

Hay momentos en los que me gustaría tirar todo por la borda. Cuando me veo sobrepasada por la casa, el trabajo, los niños, la vida, los amigos, la limpieza y el largo etcétera que exigen los tiempos que corren, es cuando recurro a esta maravillosa flor, que es conocida como Passiflora, Pasionaria, Flor de la Pasión o Pasión de Cristo (según su significado en latín). De la Passiflora se extrae un elixir, (que se vende en todas las farmacias y en tiendas naturales), el cuál generalmente viene mezclado con avena y otros sedantes naturales para reforzar todos sus beneficiosos efectos en la salud.

Es sencillo: ¿Estás estresado, angustiado, con ansiedad e insomnio? Toma 10 gotitas de Passiflora tres veces al día o hasta 20 gotitas antes de ir a dormir. ¿Resultado? Tendrás un sueño reparador y podrás enfrentar con más equilibrio las adversidades del día a día.

Algunas de las propiedades más conocidas de esta flor son: Es analgésica, ansiolítica, espasmolítica, e hipnótica suave (relaja, clama e induce suavemente al sueño). Provoca un sueño similar al fisiológico y un despertar rápido y completo, sin consecuencias de depresión ni obnubilación psíquica. Además, ayuda cuando hay ansiedad, asma espasmódica, problemas asociados a la menopausia, hipertensión arterial, histeria, insomnio,, migraña, neuralgia, palpitaciones, tos nerviosa, úlcera, vértigo síndrome de abstinencia del alcohol y otras sustancias adictivas. Por su nula toxicidad, puede ser ingerida por los niños.

Pruébala y regálala a tus familiares y amigos!

-->